AZNARÍN EL PINTURERO

AZNARÍN EL PINTURERO

El patrimonio lírico español, infravalorado    por los ciudadanos de este país como otras muchas riquezas de nuestra cultura, tiene una amplitud y una profundidad imponentes y, el mismo, además de atesorar partituras de gran calidad y belleza, es una expresión del folclore y de los hábitos vitales de los españoles de diferentes épocas. Contiene, además, un sinnúmero de personajes que son un reflejo fiel de la compleja fauna hispana. Éstos abarcan desde los más dramáticos a los más cómicos.

El que fuera Presidente del Gobierno Aznar encarna, sin duda, a la perfección en un personaje de sainete lírico, tanto por su comportamiento cuando fue presidente del gobierno, como después, cuando dejó de serlo.

Serafín el pinturero es un personaje de la obra del mismo nombre, un chuleta insustancial con ínfulas entre las mujeres, y Serafín, Serafinito, lo es de Agua Azucarillos y Aguardiente, otro sainete en el que un picador extorsiona al personaje en cuestión, un hijo de papá político que quiere ser mujeriego y termina burlado por una Joven, que es una infeliz, su madre y una aguadora del Madrid de finales del siglo XIX.

Aznarín ha sido el más pinturero de todos los políticos que hemos conocido en este país, desde la entrada de la democracia.

Basta con repasar las imágenes que dejó cuando se vistió de militar, cuando conquistó Perejil, cuando se disfrazo de Cid Campeador, cuando se alejó de la Unión Europea para intimar con el presidente Bush y colocar, como él, los píes sobre una mesa, una manifestación de vulgaridad y mala educación en nuestro país. Basta recordar su acento tejano tras unos días de estancia en aquel Estado, cuando presumía de atleta con capacidad de hacer miles de flexiones cada día, cuando permitió que se gestara y desarrollara el entramado Gürtel, cuando dejó costear la boda de su hija, propia de un nuevo rico hortera y gastador, por unos empresarios corruptos invitados preferentes a la ceremonia( y que están en prisión por corruptos); o cuando permitió la financiación ilegal de su partido, cuando hizo pagar a la Administración Pública millones de euros para que le dieran una medalla en U.S.A. que le denegaron. Estos trazos son suficientes para formarse una idea del personaje en cuestión, aunque paralelamente tiene una faceta siniestra, de la que un pueblo inteligente tendría que protegerse, aunque éste, inexplicablemente le dio el poder en dos elecciones generales y en una de ellas con mayoría absoluta.

El personaje siniestro se manifestó con la mayor claridad cuando dio la espalda a la Unión Europea, para formar parte del trío de las Azores que respaldaría al presidente norteamericano para que iniciara una guerra, que generaría delitos contra la humanidad y llevaría dolor, miserias y desequilibrios al mundo islámico, con sus consecuencias catastróficas que afectarían, para mal, a todo el mundo.

Utilizó para justificar su comportamiento argumentaciones y pruebas que todos sabían, lo mismo que él, que eran falsas. Mintió, también, en el tratamiento que dio al atentado de Atocha con la intención de utilizar la acción terrorista más sangrienta de la historia de este país, que destrozó a muchas familias, a favor de sus intereses políticos. Cerró los ojos ante el desastre del Prestige y el accidente de Yak 42, que tanto daño causó a miembros del Ejército.

Aznarín el pinturero no satisfecho de su etapa de gobernante, ni de sus ocupaciones actuales como miembro de Consejos de Administración de multinacionales, asesor de otras y presidente de una fundación de carácter político,  sale a los medios para criticar al Gobierno y dar instrucciones al actual presidente, que además de ser de su partido lo puso él al frente del mismo con el dedo.

Amenaza a todos los españoles con una posible vuelta a la política como salvador de la patria, aunque todavía no ha pedido disculpas por su desastrosos gobiernos, no ha dado una explicación válida a los españoles por qué razones inició e infló, en base a disposiciones legales que él puso en aplicación, la burbuja inmobiliaria, por qué privatizó con resultado nefastos y beneficios para unos cuantos, sectores industriales estratégicos y financieros, y colocó a sus “amiguetes” al frente de las principales empresas, por qué suscribió un acuerdo económico injusto con el país vasco y transfirió funciones especiales a catalanes y vascos para agravio comparativo del resto de las comunidades autónomas.., o por qué dio manga ancha a los banqueros para que se hicieran depredadores sin control para satisfacer a su avaricia, y a las eléctricas para originar el déficit tarifario que padecemos superior a los veinte mil millones de euros,  por qué hablaba catalán en la intimidad y no lo hacía en público.

En este país sobran salvadores de la patria y faltan políticos honrados, austeros e inteligentes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s